Ventajas sistemas ADAS

El factor humano sigue estando presente en la mayoría de los siniestros. En las carreteras y calles españolas se producen más de 100.000 accidentes anualmente, con unas consecuencias de 1.806 fallecidos y 9.935 heridos graves (hospitalizados), a lo largo del año 2018.

Se estima que la implantación en todo el parque automovilístico de sistemas avanzados de ayuda a la conducción (ADAS por sus siglas en inglés) podría contribuir a evitar más de 50.000 accidentes al año, 850 fallecidos y 4.500 heridos hospitalizados, y un ahorro cercano los 4.300 millones de euros en el gasto público.

Precisamente mitigar las consecuencias del error humano son la finalidad de los sistemas ADAS, entre los que se encuentran los sistemas de detección de riesgo de atropello de peatones y ciclistas, con capacidad de alertar al conductor en tiempo real o frenar automáticamente, y que pueden llegar a evitar 7.500 atropellos en las carreteras y ciudades españolas. También destacan los dispositivos que detectan el riesgo de colisión frontal con otros vehículos u obstáculos y que podrían evitar más de 10.000 accidentes de este tipo; los sistemas de alerta de cambio involuntario de carril, una circunstancia que acaba con la vida de casi la mitad del total de víctimas mortales en carretera debido a las salidas de vía; y los detectores de fatiga, somnolencia o incluso, los que evitan distracciones, factores presentes en cerca del 30% de los accidentes con víctimas.

Los sistemas ADAS permiten mejorar de manera importante la seguridad del vehículo incorporando funciones clave de asistencia a la conducción como: el mantenimiento de la distancia de seguridad y el control del exceso de velocidad (factor este, concurrente en un 22% de los siniestros con víctimas mortales) gracias al control de crucero inteligente y al sistema inteligente de velocidad (ISA por sus siglas en inglés).

La instalación de dispositivos grabadores de eventos, también llamados cajas negras, puede ayudar a conocer cómo se producen los siniestros y ayudar a prevenirlos. El Alcohol Interlock a evitará que un conductor que haya ingerido alcohol pueda arrancar el vehículo.

Aunque los ADAS nos ayudan a conducir de manera más segura no debemos olvidar que el mejor sistema siempre es la prudencia y el respeto por las normas de circulación ya que los sistemas ADAS también tiene limitaciones, algunas de ellas relacionadas con agentes meteorológicos o el estado de las vías, por citar algún ejemplo, aunque podrás consultar todas estas limitaciones al leer la descripción de cada sistema en el apartado “SISTEMAS” de esta web.

© 2020 Todos los derechos reservados