¿Qué es el Euro NCAP?

Euro NCAP: el examen de seguridad más estricto

Diversos gobiernos europeos, importantes fabricantes del sector de la automoción y organizaciones automovilísticas apoyan el Programa Europeo de Evaluación de Automóviles Nuevos, Euro NCAP (European New Car Assessment Programme), cuyo objetivo es medir el grado de seguridad que ofrecen los vehículos que están a la venta en la UE. 

Esta medición se realiza a través de una serie de pruebas en las que se evalúan diversos puntos: protección para adultos (conductor y pasajero), protección infantil, protección para peatones, así como las tecnologías de prevención de siniestros que van incorporando los nuevos modelos de coches.

La primera de estas mediciones se realizó en 1996 y un año más tarde se publicaban los primeros resultados de una serie de pruebas de choque. En aquel momento, la máxima puntuación que otorgaba este organismo independiente era de 4 estrellas y ninguno de los coches analizados llegó a conseguirla. Es más, uno de los vehículos analizados dejó de venderse al año siguiente, precisamente debido a los diversos problemas de seguridad detectados durante la prueba.

Cinco estrellas

Aquello supuso un auténtico shock en el ámbito de la automoción. La exigencia era muy alta y muchas voces en el sector aseguraban que ningún fabricante lograría alcanzar las ansiadas cuatro estrellas. Pero se equivocaban. A medida que las marcas se tomaban la seguridad más en serio e invertían en tecnología y desarrollo, las cuatro estrellas comenzaron a llegar.

Actualmente el baremo de puntuación ha elevado su dificultad hasta un máximo de cinco estrellas y las pruebas se han endurecido recientemente. Esto es así porque el organismo europeo es consciente de que muchos usuarios se fijan en sus valoraciones antes de decidirse por la compra de un nuevo coche.

Además de las tradicionales pruebas de impacto, en 2020 se ha introducido la valoración de los recursos y las adaptaciones realizadas para facilitar el rescate rápido y la extracción segura de los ocupantes después de una colisión. 

Tecnología anti-colisión

Muchos de los últimos cambios en los protocolos de evaluación afectan directamente a los sistemas ADAS; concretamente los que se refieren a las tecnologías capaces de evitar una colisión contra otro vehículo, así como los sistemas que evitan el atropello de peatones y ciclistas. Aunque son sistemas que ya llevan cierto tiempo en el mercado, lo cierto es que no todos los coches los incorporan. Además, no todos los desarrollos responden del mismo modo.

Otros sistemas ADAS que también se evalúan son los relacionados con los dispositivos que detectan el cansancio. En este punto, hay grandes diferencias en función de la tecnología utilizada: mientras que algunos modelos basan su funcionamiento en la actitud del conductor al volante, los más avanzados y aún no demasiado extendidos son los que se basan en la información que proporcionan los sensores en el volante y alertan de la fatiga y el cansancio por la gestualidad del conductor. Estos últimos son los que más puntuaciones obtienen.

También suman puntos aquellos modelos de automóviles que incorporen el sistema e-call, un dispositivo de emergencia que detecta la colisión y salida de la vía y que es capaz de alertar a los servicios de emergencia indicando la ubicación del vehículo siniestrado.

Es importante recalcar que la valoración de estrellas que realiza Euro NCAP va más allá de los requisitos legales. Esto significa que un vehículo con una calificación baja no es necesariamente inseguro, pero está claro que no será tan seguro como sus competidores que hayan obtenido una mejor valoración.

© 2021 Todos los derechos reservados